La Niña que riega la albahaca


Hace noventa años, en su casa de Granada, un joven llamado Federico García Lorca presentó, para sus hermanas y vecinos, esta deliciosa pieza que tituló “La niña que riega la Albahaca”.

Colaboraron con él, Salvador Dalí en el diseño de muñecos y escenografía. Manuel de Falla compuso especialmente la música, que, además, ejecutó al piano.

“La niña que riega la albahaca” es un cuento sencillo de amor entre un príncipe “rico, muy rico, requeterrico” y una niña, hija del zapatero del pueblo, que cuida con pasión la plantita de albahaca, que hace mucho tiempo plantó su abuela.

Un amor que parece imposible se vuelve realidad, gracias a la magia del teatro y a la poesía de Federico.

 

 

Link a video: